Antonios Tsapatakis, en busca del oro Paralímpico

Antonios Tsapatakis, de Grecia, reacciona tras su actuación en las eliminatorias de 100 m braza SB4, en el Mundial de Natación de la IPC 2016, disputado en Glasgow, Escocia. (Imagen por Ian MacNicol/Getty Images)
Antonios Tsapatakis, de Grecia, reacciona tras su actuación en las eliminatorias de 100 m braza SB4, en el Mundial de Natación de la IPC 2016, disputado en Glasgow, Escocia. (Imagen por Ian MacNicol/Getty Images)

"Si tuviera que elegir entre la medalla de oro o volver a poner de pie, elegiría la primera", dice el campeón griego de Para natación

Si se le diera la opción, Antonios Tsapatakis dice que preferiría ganar una medalla de oro Paralímpica que poder volver a caminar.

Para el campeón griego de Para natación significaría que finalmente ha alcanzado su sueño, tanto para sí mismo como para los demás.

Como un aclamado orador motivacional sobre discapacidad e igualdad, usaría la medalla de oro para inspirar a otros a ir por sus metas, sin importar cuán difícil sea conseguirlas.

Los aplazados Juegos Paralímpicos de Tokio 2020 al año que viene, estos serán la tercera oportunidad para Tsapatakis. En Londres 2012 y de nuevo en Río 2016 se perdió por poco una medalla en los 100 metros braza SB4.

"Mi sueño es ganar el oro", dijo. "No gané en los dos Juegos Paralímpicos pero esto me motiva a hacerlo mejor".

"Si tuviera que elegir entre la medalla de oro o volver a levantarme, elegiría la primera opción. Creo que la medalla de oro haría mi alma más fuerte y más grande. También puedo usarla para ayudar a otras personas a levantar su alma".

Tsapatakis describe su "alma" como su poderoso espíritu interior, que es ilimitado y libre de limitaciones físicas.

"No puedes cortar el alma en pedazos", explicó. "Me conecto con mi mente y mi alma. Mi cuerpo no puede trabajar pero mi mente dice, 'Antonios, tú puedes hacerlo. Puedes hacerlo de una manera diferente'".

El día en el que su vida cambió

En 2006, este hombre de 32 años perdió el uso de sus piernas en un accidente de moto.

Estaba cerca de la casa familiar, que comparte con sus padres y su hermano menor en Chania, Creta. Tenía 19 años y 1,88 m y en un instante su vida había cambiado.

"Me he preguntado, ¿por qué me eligió ese problema? Pero cada mala situación que he tenido en mi vida, considero que la superé y las seguiré superando. Me entrena para ser mejor y más poderoso", dijo Tsapatakis, quien aprendió a nadar a los cinco años y se entrenó regularmente como jugador de waterpolo.

Unos meses más tarde, volvió a la piscina para nadar, lo cual, dijo, "me ayudó a vivir".

El griego Antonios Tsapatakis finalizó cuarto en los 100 m braza SB4 final en Londres 2012 y Río 2016.
El griego Antonios Tsapatakis finalizó cuarto en los 100 m braza SB4 final en Londres 2012 y Río 2016.
ⒸVassilis Barahanos

Tsapatakis siempre ha tenido una afinidad con el agua y los poderes curativos en su cuerpo y alma: "Me hace sentir vivo y libre".

Para ilustrar esto, en 2017 posó para imágenes submarinas para el fotógrafo griego Nicolás Samaras. Las fotografías, que se difundieron por Internet, lo muestran de pie frente a su silla de ruedas. La idea era reflejar la libertad que siente en el agua y cómo está ganando en la piscina y en la vida.

"En la leyenda bajo las fotografías agradezco al agua y a la piscina", dijo.

"La piscina me hizo un hombre y me ayudó a enfrentar lo que es perder y ganar. La calle me quitó la habilidad de caminar pero seguí entrenando dentro de la piscina y eso me dio la habilidad de ayudarme a mí mismo e inspirar a otros, y eso es más importante para mí que estar de pie y caminar".

Tsapatakis debutó internacionalmente en 2009 en el Campeonato Europeo de Reykjavik, Islandia, donde ganó el bronce en los 100 metros pecho.

Desde entonces ha competido y ganado medallas en muchos otros eventos, incluyendo el Campeonato Mundial 2015 en Glasgow, Gran Bretaña, donde obtuvo plata en la final de los 100 metros pecho y rompió el récord europeo.

Entrena seis días a la semana, e incluso lo hizo durante el cierre cuando las piscinas públicas estaban cerradas. Sus entrenadores, Chrysafis Vangelakakis, que tiene su base cerca de su trabajo y un apartamento en Salónica, e Ioannis Natsios, en Megalonisos cerca de su casa familiar, tienen sus propias piscinas privadas donde puede nadar solo.

Me he preguntado, ¿por qué me eligió ese problema? Pero cada mala situación que he tenido en mi vida, la superé y las seguiré superando.

Me entrenan para ser mejor y más poderoso

Luchar por la igualdad

La determinación de Tsapatakis de ganar en la piscina ha sido igualada por su dedicación a la lucha contra la discriminación de las personas con discapacidades.

El popular deportista, que cuenta con más de 100.000 seguidores en las redes sociales, pasó 11 años haciendo campaña para que se cambiara la ley en Grecia para permitir que las personas con discapacidad trabajaran en la policía.

En el momento de su accidente era un estudiante de la Academia de Policía Helénica, pero fue obligado a irse. Más tarde descubrió que otros 13 oficiales también tuvieron que renunciar debido a su discapacidad.

Sin apoyo de los políticos, se puso en contacto con la oficina del Primer Ministro y usó su nombre como campeón de Para natación para llamar la atención, y lo logró.

Horas después de su decepcionante final de 100 metros de pecho en Río, escuchó la noticia de que se cambiaría la ley.

"Estaba muy orgulloso de eso", dijo. "Me sentí como si estuviera en el primer lugar del podio y escuchara mi himno nacional. Fue como ganar la medalla de oro".

"Significaba que finalmente podíamos volver a trabajar y ganar un salario. También permitió a otras personas con discapacidad soñar con tener un trabajo en la policía".

View this post on Instagram

-Η πιστη στο εαυτό μας, είναι η αλήθεια που ψάχνουν όλα τα όνειρα και οι ιδέες!- Η πίστη αυτή είναι μεταδοτική! «Θα σε σηκώσει στα πόδια σου, για να τρέξεις προς τον στόχο σου». Αυτή ήταν η αιτία που έγινε δημοφιλής η φωτογραφία αυτή και έφτασε να φιλοξενείται παντού, όπως στο εξώφυλλο του Καναδέζικου περιοδικού Abilities, μεταδίδοντας στον θεατή την παρακίνηση για να «σταθεί όρθιος και να τρέξει!» Ευχαριστώ τον @nicholas_samaras για την λήψη και αναμένω ως την επόμενη φωτογράφιση... #underwaterphotography #underwater #motivation #inspiration #wheelchair #paraplegic #notphotoshopped #antonistsapatakis #tsapatakis

A post shared by Αντώνης Τσαπατάκης (@tsapatakis_a) on

Ahora trabaja en la división de tráfico educando a adultos y niños sobre seguridad vial.

"Hago un trabajo muy importante", dijo. "Si hubiera tenido este tipo de educación cuando estaba en la escuela, entonces no habría tenido mi accidente".

Tsapatakis admite que iba demasiado rápido cuando salió despedido de la motocicleta. También hace campaña para detener a la gente que estaciona ilegalmente en accesos para discapacitados y enseña seguridad y conservación del agua.

Además de su trabajo en la policía y la competencia deportiva, Tsapatakis está construyendo una carrera como orador motivacional sobre la discapacidad, la igualdad y los Para deportes.

"Como Paralímpico puedo educar a la gente. Cuando voy a las escuelas a dar discursos, los niños preguntan: '¿Cómo puedes nadar?' Y yo les digo que nado con mis manos y les muestro videos de mis carreras".

En 2016 fue co-autor de un libro infantil llamado "To oneiro" o "El Sueño" con Elena Thoidou, la esposa de su entrenador Natsios.

El libro cuenta la historia de un niño con discapacidad llamado Toni, que es en parte autobiográfico y en parte ficción, con el objetivo de enseñar a los niños y a sus padres que todas las personas son iguales.

Actualmente están escribiendo otro libro sobre Toni a los 16 años, que se publicará después de los Juegos Paralímpicos del año que viene. La historia abordará los temas de la discapacidad y el enamoramiento.

"Es importante aprender que el amor del alma no tiene límites, tanto si eres una persona con discapacidad como si no".

Mientras Tsapatakis sueña con una medalla de oro en Tokio, insta a la gente a no dejar que las fronteras o las creencias limitantes los detengan: "Si tienes una meta, ve por ella, nada o nadie puede detenerte. Esta es la libertad... la voluntad te hace libre".

Por Mary Barber para World Para Swimming y el Comité Paralímpico Internacional