Peter Snell, un doblete incomparable

El neozelandés Peter Snell gana la medalla de oro en los 1.500 m en los Juegos Olímpicos de Tokio 1964. También ganó los 800 m. (Foto de Central Press/Getty Images)
El neozelandés Peter Snell gana la medalla de oro en los 1.500 m en los Juegos Olímpicos de Tokio 1964. También ganó los 800 m. (Foto de Central Press/Getty Images)

En octubre de 1964, Tokio fue por primera vez sede de unos Juegos Olímpicos. Para celebrar el aniversario, Tokio 2020 le acercará algunos de los momentos más increíbles e históricos que tuvieron lugar hace 56 años. En la nueva parte de la serie, echamos un vistazo al histórico doblete de 800 m/1500 m de Sir Peter Snell

Los antecendentes

La carrera de Peter Snell como atleta internacional de fama mundial fue relativamente corta (1960-1965), pero logró muchos éxitos.

Sus tiempos aún se mantienen frente a los mejores corredores de larga distancia de la actualidad.

Snell fue un atleta talentoso y prometedor en tenis, golf, bádminton, cricket y rugby mientras crecía en Nueva Zelanda. Pero no fue hasta los 19 que decidió concentrarse en correr más en serio.

Su futuro entrenador, el gran Arthur Lydiard, le había dicho: "Peter, con el tipo de velocidad que tienes, si haces el entrenamiento de resistencia, podrías ser uno de nuestros mejores corredores de media distancia".

Snell irrumpió en escena a los 21 años en los Juegos Olímpicos de Roma 1960. Una figura desconocida, que nunca había corrido fuera de su Nueva Zelanda natal, el deportista venció al poseedor del récord mundial Roger Moens en las semifinales de los 800 m antes de ganar el oro con un récord Olímpico.

A principios de 1962, Snell estableció nuevos récords tanto en los 800 m y en la milla (1,61 km) con solo una semana de diferencia. Su tiempo de 1:44.3 en los 800 m, que lo vio mejorar la marca de Moens en 1.4 segundos, le habría supuesto ganar el oro Olímpico 46 años después en Pekín 2008.

En el mismo año, estableció un nuevo récord y ganó el oro en las 880 yd (804,6 m) en los Juegos de la Commonwealth de Perth 1962 y también ganó la milla.

Peter Snell de Nueva Zelanda (centro) en el podio después de ganar la prueba de 800 m en los Juegos Olímpicos de Roma 1960. Con él están el medallista de plata Roger Moens de Bélgica (izquierda) y George Kerr de las Indias Occidentales Británicas, que se llevó el bronce. (Foto de Keystone/Hulton Archive/Getty Images)
Peter Snell de Nueva Zelanda (centro) en el podio después de ganar la prueba de 800 m en los Juegos Olímpicos de Roma 1960. Con él están el medallista de plata Roger Moens de Bélgica (izquierda) y George Kerr de las Indias Occidentales Británicas, que se llevó el bronce. (Foto de Keystone/Hulton Archive/Getty Images)
2007 Getty Images

El momento

Snell llegó a Tokio 1964 como abanderado de Nueva Zelanda en la Ceremonia de Apertura y también fue el favorito para convertirse en el primer hombre desde Albert Hill de Gran Bretaña en Amberes 1920 en ganar el doblete Olímpico de 800 m/1500 m.

La primera prueba fue el 800 m. De cara a al evento, el campeón Olímpico reinante apenas había corrido la distancia desde que rompió el récord mundial de una milla en 1962.

El 16 de octubre de 1964 fue la final de 800 m. En los 400 metros con el keniano Wilson Kiprugut a la cabeza, Smell se vio obligado a actuar. Y así, a 300 metros para el final, se puso por delante con la velocidad que lo caracterizaba.

Ganó por más de 10 metros.

En el período previo a la final Olímpica de 1.500 m, Snell ya había corrido cinco carreras: las eliminatorias, la semifinal y la final de los 800 m y las eliminatorias y la semifinal de los 1,500 m, en solo ocho días.

La final de 1.500 m vio al francés Michel Bernard liderando el grupo hasta que retrocedió después de los 400 metros y John Davis de Nueva Zelanda tomó la delantera, con Snell detrás de él. Con Snell encerrado, John Whetton de Gran Bretaña se hizo a un lado desinteresadamente para dejarlo pasar.

En la recta final, Snell hizo otra maniobra, pasando a Witold Baran de Polonia y luego a Davies para tomar la delantera, y finalmente ganar por 15 metros.

Y con eso, Snell se convirtió en el único hombre desde 1920 en haber ganado los 800 m y los 1500 m en los mismos Juegos Olímpicos. Es una hazaña que aún no se ha vuelto a lograr a nivel Olímpico.

En declaraciones en 2011, Snell dijo: "Roma para mí fue pura emoción, mientras que Tokio fue una inmensa satisfacción y confirmación. Después de eso, no tuve ganas de hacer mucho más".

“Creo que ganar los 800 m de forma consecutiva fue lo más difícil de hacer. Ninguna de las carreras de 800 m fue una conclusión inevitable, mientras que en la de 1.500 m de Tokio fui el favorito, y hubiera sido más impactante si no hubiera ganado".

La final de los 1.500 m masculinos en los Juegos Olímpicos de Tokio. Peter Snell de Nueva Zelanda (número 466) ganó la carrera con un tiempo de 3.381. (Foto de Keystone/Getty Images)
La final de los 1.500 m masculinos en los Juegos Olímpicos de Tokio. Peter Snell de Nueva Zelanda (número 466) ganó la carrera con un tiempo de 3.381. (Foto de Keystone/Getty Images)

¿Qué pasó después?

Snell compitió un año más después de sus éxitos en Tokio 1964, pero se retiró a la edad de 26 años en 1965.

El neozelandés se mudó a los Estados Unidos en 1971 para continuar su educación, obteniendo una licenciatura en Rendimiento Humano de la Universidad de California, y luego un Ph.D. en Fisiología del Ejercicio de la Universidad Estatal de Washington. Más tarde, Snell se convirtió en miembro del Colegio Americano de Medicina Deportiva y en científico investigador; su trabajo se centró principalmente en la salud y el estado físico humanos.

En 2000, fue elegido Atleta del Siglo de Nueva Zelanda y en 2009 fue nombrado caballero. En 2012, fue uno de los 24 miembros inaugurales del Salón de la Fama de la Asociación Internacional de Federaciones de Atletismo.

El anterior récord mundial de Snell para los 800 m sigue siendo el récord nacional de Nueva Zelanda para la distancia y fue el récord de Oceanía durante 56 años hasta que fue batido en 2018 por el australiano Joseph Deng.

Lamentablemente, en diciembre del año pasado y poco antes de cumplir 81 años, Snell falleció en su casa de Dallas. Muchos rindieorn homenaje al tres veces medallista de oro Olímpico y uno de los mejores corredores de media distancia de la historia.

Tokyo 1964: Peter Snell