Los primeros rayos brillantes de la estrella Duda

Duda (izda.) y Agatha, de Brasil, celebran haber ganado la medalla de oro en la final contra Canadá en el Parque Olímpico en el World Tour Rio, el 21 de mayo de 2017 en Río de Janeiro, Brasil. (Imagen por Alexandre Schneider/Getty Images for FIVB)
Duda (izda.) y Agatha, de Brasil, celebran haber ganado la medalla de oro en la final contra Canadá en el Parque Olímpico en el World Tour Rio, el 21 de mayo de 2017 en Río de Janeiro, Brasil. (Imagen por Alexandre Schneider/Getty Images for FIVB)

Agatha y ella representarán a Brasil en el evento de voleibol playa femenino en Tokio 2020 con el objetivo de llevarse una medalla Olímpica

Eduarda Santos Lisboa, más conocida como 'Duda', tiene 22 años, pero ha experimentado el triundo tanto o más que muchos deportistas que ya se encuentran retirados.

Duda, que lidera una nueva generación de jugadores brasileños de voleibol playa, es campeona de los Juegos Olímpicos de la Juventud 2014, dos veces campeona del mundo sub21, y en tres ocasiones hizo lo propio en sub19. Esto hizo de ella la jugadora joven más condecorada de todos los tiempos.

Además, en 2016 ganó el premio a rookie del año del World Tour femenino, entregado por la Federación Internacional de Voleibol. Dos años después, en la temporada 2018-19, fue nombrada mejor jugadora ofensiva.

Pero esto no es suficiente. Duda quiere más, y no se pone límites.

"Siempre quiero dar lo mejor de mí. Sé que la gente tiene expectativas, pero yo me centro en mí misma, en lo que puedo mejorar -tanto como atleta como persona-. Siempre quiero sobrepasar mis límites, ir más allá. Y eso se consigue entrenando, con dedicación, dando lo mejor de mí, junto a mi compañera Agatha y a todo el equipo. Creo que dentro de mí siempre tengo ganas de mejorar", explicó en un reportaje para el Olympic Channel.

Un límite de los que ha superado le ha llevado a pasar de ganar los Juegos Olímpicos de la Juventud en 2014 a disputar los Juegos Olímpicos de Verano de Tokio 2020, para los que ya se encuentra clasificada, junto a su compañera Agatha, quien ganó la medalla de plata en Río 2016.

"Creo que haber participado en los Juegos Olímpicos de la Juventud me ayudará mucho. Nanjing me enseñó cómo puede ser la atmósfera de unos Juegos, y para mí fueron como unos Juegos Olímpicos de Verano. Esta experiencia me ayudará a mantener la calma y no tener miedo de estar en un evento tan grande como los Juegos Olímpicos", explicó para olympic.org.

"Representar a mi país, Brasil, fue una experiencia maravillosa y se creó una atmósfera increíble allí. Estar allí con otros deportistas y con nuestros anfitriones chinos fue enorme y muy emocionante para mí", prosiguió.

Con estas lecciones de 2014, el año que viene estará en Tokio, donde, de nuevo, no se pone límites.

"Estoy muy feliz de haber clasificado junto a Agatha y el equipo para Tokio 2020. Siempre ha sido mi sueño. Espero dar lo mejor de mí porque hemos trabajado mucho para conseguirlo. Nuestro compromiso allí será dar lo mejor de nosotras para Brasil", expresó recientemente para el Olympic Channel.

Sin embargo, para estar allí tendrá que esperar un año más, después del aplazamiento de los Juegos a causa del coronavirus.

"Los Juegos Olímpicos se llevarán a cabo en 2021. En mi opinión, fue la mejor decisión para todos los atletas y personas involucradas. Nuestra salud está en juego. Ahora los atletas pueden prepararse mejor para los Juegos Olímpicos. Nos mantendremos firmes y siempre dando lo mejor de nosotros", escribió tras el aplazamiento en su Instagram personal.

Pero en esa espera, Duda seguirá ganando -partidos y experiencia. Y, tras lograr el oro en los Juegos Olímpicos de la Juventud, ¿repetirá su hazaña en el siguiente nivel en Tokio 2020?

De momento, límites no tiene.