Experiencia virtual de Let's 55 – Waterpolo con ARAI Atsushi

let55-waterpolo-thumb

Cuando los atletas Olímpicos y Paralímpicos muestran su increíble destreza, ¿cómo se ve desde su punto de vista? Muchas personas probablemente se hagan esta pregunta mientras ven con asombro cómo sus atletas favoritos compiten por los premios más importantes. Tokio 2020 presenta "Experiencia virtual de Let's 55", un proyecto que brinda una experiencia innovadora de cómo se ve realmente competir como un atleta de alto nivel, que cubre los 55 deportes del programa de los Juegos de Tokio 2020.

Waterpolo

El máximo goleador de Japón, ARAI Atsushi, participó en Río 2016 y su objetivo es jugar sus segundos Juegos Olímpicos consecutivos en Tokio. Le preguntamos a Arai sobre su amor por el deporte, cómo empezó y sus esperanzas para Tokio 2020.

Pero, ¿cómo se ve la piscina desde los ojos de Arai?

Aprovechando su físico compacto para vencer a sus oponentes

"El waterpolo es el único deporte de pelota que se juega en el agua. Lo más emocionante es la velocidad y la acción dinámica de los jugadores que deben jugar sin que sus pies toquen el fondo de la piscina. Yo solía jugar al fútbol, ​​pero mi hermano mayor me metió en el waterpolo. Habiendo experimentado ambos deportes, me di cuenta de que el waterpolo es más un "juego de pelota" que "natación". Ese es otro punto que lo hace interesante".

"Mi estatura es de 168 cm, lo que me hace bastante pequeño como jugador de waterpolo, pero esa es en realidad mi arma secreta. Uso mi pequeño cuerpo para confundir a mis oponentes con movimientos rápidos antes de disparar. Marcar un gol es lo que se requiere de la posición del lado izquierdo en la que juego, y mi equipo depende de mí. La selección de Japón tiene velocidad y somos detallados y precisos. Trabajamos duro constantemente, que es típicamente japonés. Hay algunos sistemas defensivos que solo nuestro equipo usa. ¡Somos mejores que otros equipos nacionales en esas áreas!"

"Personalmente, disfruto cuando me enfrento a jugadores de otros países que miden aproximadamente 2 metros de altura, pensando en cómo jugar contra ellos y vencerlos. Recibiremos mucha atención en los Juegos de Tokio 2020. Espero que podamos ganar y demostrar lo genial que es el waterpolo. Me encantaría ganar una medalla, pero también quiero demostrar que un jugador de complexión pequeña como yo puede vencer a jugadores más grandes".