Diethelm Gerber hace que su sueño dure más

RÍO DE JANEIRO, BRASIL - 9 DE AGOSTO:  La medallista de bronce Heidi Diethelm Gerber, de Suiza, sonríe durante la ceremonia de la victoria del evento de 25 m pistola for the 25m en el día 4 de los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro 2016, en el Campo de Tiro, el 9 de agosto de 2016 en Río de Janeiro, Brasil.  (Imagen por Sam Greenwood/Getty Images)
RÍO DE JANEIRO, BRASIL - 9 DE AGOSTO: La medallista de bronce Heidi Diethelm Gerber, de Suiza, sonríe durante la ceremonia de la victoria del evento de 25 m pistola for the 25m en el día 4 de los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro 2016, en el Campo de Tiro, el 9 de agosto de 2016 en Río de Janeiro, Brasil. (Imagen por Sam Greenwood/Getty Images)

La tiradora suiza ganó una medalla en Río a la edad de 47 años, después de comenzar en el deporte con 35.

La tiradora suiza Heidi Diethelm Gerber no es lo que se llamaría como "la típica atleta". Nació el 20 de marzo de 1969, y comenzó a disparar en 2003, siguiendo los pasos de su marido, Ernst Gerber, que también es tirador. Como ella misma explicó a Le Matin: "Prefería el voleibol, el tiro no era en principio algo para mí. Pero me imagino que tenía oculto un talento para este deporte, aunque también entrenar duro ha sido la razón por la que mejoré rápidamente".

Participó en los Juegos Olímpicos de Londres 2012, donde acabó en la 35ª posición en el evento de 10 m de pistola de aire, y en la 29ª en el 25 m. Pero fue en Río, cuatro años después, donde la nativa de Thurgau consiguió su resultado más impresionante: ganar la medalla de bronce en la categoría de 25 m pistola.

Heidi Diethelm Gerber está preparada para Tokio
03:00

Diethelm Gerber solía trabajar en un hotel de Neuchatel, y ha conservado su genuina alegría de vivir, a pesar de haber ganado en popularidad después de convertirse en medallista Olímpica. De hecho, fue la primera vez en la historia que lo logró un tirador suizo.

"En este deporte, que todos conocemos como minoritario, sabemos que nuestra única oportunidad de brillar globalmente es cada cuatro años, en los Juegos Olímpicos. Hace dos años hice un sacrificio financiero de cara a convertirme en profesional y conseguir mi sueño Olímpico. Sé que no durará mucho, así que lo voy a disfrutar todo lo que pueda", dijo al periódico suizo cuatro años atrás. Ahora tiene la oportunidad de hacer que su sueño dure un poco más.